Entrevistamos a Alejandro Guerrero, CEO de Tinku, quien nos destaca las 3 principales críticas de los pequeños empresarios de tecnología hacia los políticos y las administraciones.

En entrevista amena a Alejandro Guerrero, quien dirige Resiliente Digital, una agrupación de empresarios profesionales y directivos del ámbito de la tecnología, de España y Latinoamérica, que lleva haciendo actividades de divulgación tecnológica en los últimos siete años.

Como representante de esa comunidad, el también Productor Ejecutivo y CEO de TinkuTV, nos trae las principales críticas, recogidas de estos empresarios del sector tecnológico, hacia las administraciones públicas y políticos, para que sean expuestas, justamente, en un período de elecciones en España.

Efecto “Elefante en la Habitación”

Al iniciar, nos habla sobre el efecto “el elefante en la habitación”, o el efecto que también pasa mucho en redes sociales, en las que se muestra una cara al mundo, pero en realidad, los pensamientos, a lo mejor van por otra línea.  Como ejemplo mencionó, la red profesional Linkedin, donde todo el mundo habla bien de la empresa, del trabajo y de su jefe, sin embargo, fuera de cámara, o fuera de las redes sociales, tienen muchas frustraciones, porque hay cosas que no funcionan bien.

3 bloques principales de críticas

De acuerdo a un ejercicio en torno a las elecciones, que realizó Alejandro, desde su casa empresarial, la cual tiene una posición independiente, y con ánimos de ser un altavoz para la España productiva, atreviéndose a dar la cara por los más tímidos, al momento de exponer las ideas que conciernen al tema electoral, nos expone tres bloques principales, que resumen las inquietudes que han manifestado sus colegas empresarios:

La Hacienda Pública

En el primer bloque, aunque es más de ámbito estatal, los compañeros de la gran comunidad de empresarios y directivos tecnológicos, a la que pertenece Alejandro, consideraron importante exponer, el tema del afán recaudatorio de Hacienda.

Para mayor entendimiento de la audiencia, nuestro productor ejecutivo, presenta varias imágenes, que evidencian los mecanismos diversos de control de Hacienda en el país. Los cuales, se están certificando para que se ejerzan presión sobre las empresas privadas, quienes prácticamente trabajan para pagar impuestos.

El hostigamiento que ejercen los 11.000 inspectores de Hacienda a las compañías, contribuye un poco, en el declive de empresarios, que se están arriesgando poniendo su parte del capital, obviamente, para ganar dinero, pero también con la intención de crear riqueza, dando empleo a la gente, y apoyando a los jóvenes.

En este mismo orden de ideas, Alejandro, invita a la audiencia a ver el documental de Alejo Moreno, que trata de la vida del empresario Agapito García, que tuvo el récord de ver dinero, haciendo música, y que recibió el extremo máximo de hostigamiento, que le impulsó a tirar la toalla con su empresa, lo que a su vez perjudicó a muchas familias que dependían de esta.

Programa Kit Digital

En el segundo bloque, está el ejemplo de Kit Digital, renombrado como “Kit Digital Trampa”, ya que, los fondos europeos Next Generation, lejos de ser transformadores, están descapitalizando las empresas, las cuales han adquirido muchas deudas, sobre todo, las empresas de tecnología.

El programa tiene tres segmentos de 2000, 6000 y 12000 €, que las empresas o autónomos, podían gastar en tecnología. Para obtener un bono, hay un proceso normal de subvenciones, con una serie de requisitos que cumplir, según el segmento que quieran solicitar.

El mecanismo consiste en que, la empresa hace la solicitud, busca un proveedor de tecnología que le haga cualquier solución tecnológica, solicita el segmento de preferencia (2000, 6000 o 12000), según el tamaño de la empresa. Los empresarios solo van a hacer el pago del IVA, y el gobierno de una manera centralizada, es quien paga al proveedor.

Lo que está sucediendo con estas subvenciones, es que muchas empresas de tecnología han prestado sus servicios, bajo el compromiso de este programa, reciben el IVA que cancela el cliente final, el cual manda a Hacienda cada trimestre, pero el pago de la factura, que tiene que pagar el gobierno, no es cancelado.

El gobierno no está pagando, y está creando unas bolas de deuda en las empresas, que ha generado el cierre de muchas corporaciones. Entonces, el segundo mensaje de la comunidad de más de 7.000 personas, que han mandado sus comentarios para hacer este programa sobre las próximas elecciones es:

 “ que no se ponga el gobierno, ni se pongan las administraciones públicas, a hacer nada. Que sea una economía de sentido mucho más neoliberal, que las cosas rueden solas, que sea el mercado el que regule.

Los chiringuitos

El tema de los chiringuitos, surgió de una conversación con un empresario, que no estaba muy relacionada con la política, el cual descubrió yendo a los meetings, que se montan en parques o espacios abiertos, donde los partidos políticos van a contar sus programas electorales, que las personas que se encuentran en ese evento, no son votantes de ese partido, sino que, son gente que está dentro del partido, van a hacer bulto, a cambio de un puesto político.

Los chiringuitos son básicamente lo que se llama en el argot crítico, entidades que se crean soportadas por las administraciones públicas, para introducir al empresario en áreas, que se cree, que deberían estar gestionadas de manera privada. Algunos ejemplos son, los organismos de la innovación, organismos de apoyo al emprendimiento, y las escuelas de formación para crear empresas, entre otros.

La lista de estos espacios es muy grande, los cuales están gobernados por un ayuntamiento, una comunidad en donde se dice, que va a ver innovación, startups, y además, que van a apoyar el tejido de emprendimiento, entre otras cosas. Sin embargo, la realidad es que la mayoría del tiempo, es un derroche, que infelizmente se publicita, y al final, son espacios inutilizados.

La idea de Alejandro, con este programa, ha sido dejar este mensaje un poco preocupante, porque se ha evidenciado de cualquier manera, que diferentes partidos políticos, de distintos lados, tienen estos defectos y, el empresario sí es muy consciente de estas grandes carencias, por lo que espera una gestión más liberal, con menos intervención del estado.